El tiempo pasa tan rápido, tan de prisa, ¿no les parece?

Habrá quien diga; que el tiempo pasa siempre igual, ni más rápido ni más lento, siempre igual y es cierto. Somos nosotros los que desde una posición vacía de referencias permanentes le damos un impulso, cambiando el tono y el ritmo según el día.

3 años y fracción desde que empezamos a emprender formalmente. Hemos tropezado con todas las piedras que nos pusieron en el camino; Cotizamos mal una, y otra, y otra vez; Trabajamos siempre de más por temor a perder al cliente; No nos pagaron y nos pagaron a destiempo… En ocasiones a 30 días, a 60 en otras y a 120 y 150 también; Nos apalancamos del IVA; Pagamos siempre más impuestos; Olvidamos registrar las marcas; Los bancos dudaron largos tres años para abrirnos una cuenta corriente; Temíamos hacer fáctoring… no fuese a ser mal visto, pensábamos.

Por supuesto que no ha sido solo sufrimiento, de lo contrario no estaríamos donde estamos. Y es que soy parte de un equipo de personas, mucho mas que de una empresa. Ninguno de los que ha pasado por aquí ha sido un número. Todos, sin excepción, son sujetos de valor con posición, carácter e ideas. Personas que le regalan a este proyecto mucho, mucho más que lo que se les paga.

Cuando me preguntan siempre digo, con algo de pudor, que tengo una empresa chiquitita.

Esta primera editorial, es para hablar de ellos, los que de alguna manera han confiado en nosotros, los que llegaron a buscar práctica y se quedaron

Estamos tan ansiosos, el año no concluye y la incertidumbre ha hecho mella en el espíritu, pude que por ahí un cliente nos deje. Si así fuese habrá que destetarse rápido, recoger los errores, arroparse, levantar la vista, despercudirse un poco y volver al ruedo. Con cierta tranquilidad me permitiría decir que eso es precisamente lo que mejor sabemos hacer.

Bienvenidos a Vitrends.

(Visited 46 times, 1 visits today)

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.